Ejemplos de descripción de personas

30 septiembre, 2011



Una descripción es una representación de algo o de alguien que se realiza mediante el lenguaje. El objetivo de la descripción es brindar información para dar una idea general o para aportar distintos grados de detalle.

El concepto de persona, por otra parte, está asociado al ser humano. Una persona es un ser consciente de sí mismo y racional que cuenta con identidad propia.

La descripción de personas, por lo tanto, puede enfocarse en distintos aspectos de un individuo. A grandes rasgos, puede distinguirse entre la descripción de las características físicas y la descripción de la personalidad u otras facetas abstractas (no corporales).

Un ejemplo de descripción de una persona que se centre en el aspecto físico puede ser el siguiente: “Andrés es un muchacho joven, de un estado atlético envidiable. Mide 1,90 metros, es musculoso y tiene brazos muy largos. Sus ojos celestes resaltan en su rostro, mientras que su larga cabellera rubia se extiende por debajo de los hombros”.

En cambio, si alguien pretende describir a una persona a partir de los rasgos de su personalidad, podría mencionar: “Marta es una señora muy simpática: siempre está de buen humor y dispuesta a conversar. Cada vez que sale de su casa saluda a todos los vecinos y les pregunta por sus cosas. Además es muy solidaria y disfruta ayudando al prójimo”.

No hay que olvidar que las descripciones suelen ser subjetivas. En el ejemplo de Andrés, su altura exacta es un dato que puede contrastarse, pero su estado atlético “envidiable” o su juventud pueden cambiar según la óptica de quien realiza la descripción. Si Andrés tiene 35 años, puede resultar “joven” para alguien de 80, pero “viejo” para un niño de 6 años.