Ejemplos de hipérbole

29 julio, 2011



El concepto de hipérbole esta relacionado a la exageración intencionada de una circunstancia, descripción o noticia, ya sea para potenciar o minimizar la verdad de lo narrado a fin de que el receptor del mensaje fije más su atención en la acción en sí que en el tipo de acción llevada a cabo.

Se trata de una figura retórica utilizada con frecuencia en la literatura que sirve también en la vida cotidiana para acentuar ideas en el marco de un diálogo. Como ejemplos concretos de hipérbole, pues, pueden tenerse en cuenta las siguientes frases:

“Tomó tanto sol que ya se parece a un tomate”
“Esperé un millón de veces tu llamado, ahora ya es tarde”
“Se dibujó en su rostro una sonrisa de oreja a oreja”
“Comí tanto que ya no tengo espacio ni para una miga de pan”
“Su salud era más frágil que un cristal”
“Me duele hasta el cabello”
“Este lugar está tan lleno de gente que ya no cabe ni un alfiler”
“Corrió como un Fórmula 1 para no perder el ómnibus”
“Observó a su hijo recién nacido y murió de amor”
“Lloró tanto que inundó la ciudad”
“Tardamos una eternidad en llegar a destino”
“Me romperías el corazón si me abandonas”
“Ese niño es una jirafa: tiene ocho años y mide casi 1.75 metros”.
“Me robaron hasta el alma”
“Estoy más solo que un náufrago en una isla desierta”
“Desconfío hasta de mi sombra”
“Si sigues adelgazando, te volarás con el viento”
“Es tan hábil que engaña hasta a su reflejo”