Ejemplos de macroeconomía

6 noviembre, 2012



Los economistas y todo experto que se especialice en el desarrollo de análisis financieros suelen tener muy presente el concepto de macroeconomía, un término que permite hacer referencia a los índices o magnitudes contemplados desde una perspectiva global, es decir, a gran escala.

Dentro de esta idea que, por su significado, se opone a la noción de microeconomía se contemplan el Producto Bruto Interno (PBI) de una nación, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) y diversas cuestiones relacionadas, por ejemplo, al nivel de importación y exportación dentro de un país, entre otros asuntos.

Por todo lo que implica esta palabra, al momento de preparar e impulsar una política macroeconómica se suelen considerar aspectos fundamentales dentro de una comunidad (como lo son la falta de empleo, la perspectiva de crecimiento financiero, la inflación y el progreso salarial, por citar algunos temas) para poder minimizar los problemas y establecer un panorama social lo más conveniente posible.

Como se puede advertir, hay muchas variables que se tienen en cuenta como dato macroeconómico. En esta oportunidad, con el propósito de ayudarlos a comprender mejor la definición de macroeconomía y entender cómo se aplica en la práctica, incluiremos algunas oraciones que permiten apreciar el uso concreto del término.


“El dato macroeconómico más importante del día giró en torno al balance positivo respecto a la cantidad de viviendas a estrenar que se vendieron en la provincia durante el último mes”
“Los expertos ven con preocupación el escenario macroeconómico previsto para el próximo año”
“Las tasas de desempleo en alza perjudican las perspectivas macroeconómicas de la región”
“Para los líderes de la oposición, las autoridades no han tomado medidas macroeconómicas adecuadas para el contexto social actual”