Ejemplos de palabras agudas sin tilde

3 febrero, 2012



La acentuación de las palabras que forman parte de la lengua española, como ya hemos repasado en otra oportunidad, da origen a diversas clasificaciones. Una de ellas es la que define a los términos que llevan acento prosódico en la última sílaba como palabras agudas.

Cabe resaltar que este tipo de vocablos no siempre luce acento ortográfico porque, de acuerdo a las reglas, sólo se acentúan con tilde las agudas que terminan en –n, en –s o en vocal, como sucede con volcán, compás y ananá.

El resto de las palabras agudas, por lo tanto, tienen su última sílaba acentuada pero sin necesidad de colocar allí una tilde. Como ejemplos de palabras agudas que no llevan tilde podemos citar a los siguientes términos:

Necesidad (“No hay necesidad de armar un escándalo semejante”)
Defender (“Si de verdad lo crees, deberías defender tu postura con más firmeza”)
Universidad (“Se recibió en la Universidad Autónoma de México”)
Papel (“Tiraron este papel por la ventana”)
Mantel (“Cuidado, no manches el mantel”)
Musical (“Hoy se estrena la comedia musical protagonizada por Elena Roger”)
Escribir (“Mi hijo ya aprendió a escribir su nombre”)
Lamentar (“Por suerte no hubo que lamentar víctimas fatales”)
Mostrar (“Tuve que mostrar mi cédula de identidad para convencerlo”)
Citar (“Se olvidó de citar la fuente”)
Cantar (“Amo cantar bajo la lluvia”)
Saber (“Deberías saber que en este lugar no se puede fumar”)
Subir (“El ascensor no funciona: tendré que subir por la escalera”)
Amistad (“Trabó amistad con el reconocido actor”)
Radar (“Las autoridades anunciaron la compra de un nuevo radar”)