Ejemplos de propiedades intensivas

6 mayo, 2013



Al hacer foco en conceptos propios de la Química y la Física uno comienza a entender ciertos procesos y a incorporar expresiones propias de los ámbitos científicos. Sin embargo, a veces cuesta recordar o identificar nociones concretas de estas disciplinas que exigen conocimientos avanzados para poder trabajar con ellas: por esa razón, en EjemplosDe.com.mx hemos decidido abordar por separado qué son y qué particularidades poseen, respectivamente, las propiedades intensivas y las propiedades extensivas.

Propiedades intensivasHoy, como el título de este artículo lo adelanta, vamos a hacer referencia a las propiedades intensivas. Según la teoría, así se denominan las magnitudes que no varían en función del tamaño o la cantidad de una sustancia sino que conservan su valor más allá de los eventuales cambios y comparaciones entre una muestra y otra (es decir, tanto un litro como dos litros de agua hierven a la misma temperatura).

Estas propiedades pueden, a su vez, ser consideradas como una propiedad de carácter general (aquellas que son comunes a múltiples sustancias) o como una propiedad característica (si un valor permite individualizar a una cierta sustancia, como sucede al hablar del punto de ebullición del agua).

Dentro del conjunto de las propiedades intensivas se pueden reconocer al volumen específico; a particularidades como el sabor, el color y el aroma de una sustancia (diez manzanas tienen, en condiciones de evaluación similares, el mismo aspecto, formato, olor, consistencia y sabor que una sola y viceversa); a la presión; a la temperatura; al punto de fusión y a la densidad, entre otras.