Ejemplos de pulso

30 mayo, 2013



Si prestamos atención a nuestro organismo y nos interiorizamos acerca del funcionamiento corporal, nuestras habilidades y las señales que emite nuestro físico, seguramente aprendamos qué significa la idea de pulso y logremos tanto medirlo como interpretarlo.

PulsoEste término, derivado del latín pulsus, describe en primer lugar al latido discontinuo que surge como consecuencia de la constante expansión arterial y que es posible percibir al presionar suavemente diversas áreas del cuerpo, en especial las muñecas. Asimismo, se habla de pulso para hacer referencia a la seguridad y exactitud en el trazo o en maniobras manuales (“La línea me salió torcida porque no tengo buen pulso”, “¡Qué buen pulso que tenés, era difícil cortar esa figura sin salirse de los bordes!”).

De buscar mayor información sobre el significado y las aplicaciones de esta noción, podremos descubrir también que más allá del pulso arterial existe el pulso electromagnético (el cual puede ser producido por una explosión de carácter nuclear), el pulso telefónico y el pulso entendido por los expertos en Música como una unidad que permite medir el tiempo.

“Mientras yo le tomo el pulso a su esposo, usted llame al médico”, “Me tiembla el pulso y pierdo el equilibrio cuando trato de llevar la bandeja con una sola mano”, “Con este sistema de tarifas ya no se cobra por pulso telefónico”, “Esa nación podría apelar al recurso del pulso electromagnético para atacar al país vecino” y “El artista brindó una lección extraordinaria sobre pulso musical” son expresiones que permiten apreciar cómo se adapta a la práctica la definición teórica de ‘pulso’.