Ejemplos de reacciones químicas

27 abril, 2011



Se denomina reacción química al proceso que permite que una o más sustancias (denominadas reactivos) se conviertan en otra clase de sustancia con propiedades diferentes a la cual se la llama producto.

El agua, por ejemplo, es una sustancia que posee moléculas formadas por la combinación de dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno, razón por la cual se podría considerar como una reacción química que surge de la siguiente ecuación: H2+O2 → H2O.

El compuesto conocido como óxido de hierro, asimismo, es resultado de la reacción del oxígeno con el hierro, mientras que la combinación del cloruro de hidrógeno con un nitrilo y un alcohol permite desarrollar una reacción química de tipo orgánica a partir de la cual se obtiene un imino éster. Este proceso, para los expertos, es conocido bajo el nombre de Reacción de Pinner.

A la hora de citar ejemplos de reacciones químicas es posible también describir la carbonatación, un producto que nace de la reacción del hidróxido de calcio con el dióxido de carbono, un proceso que da como resultado un carbonato cálcico insoluble.

La epoxidación de Sharpless, por su parte, enriquece el concepto al ser una reacción de carácter enantioselectiva que se utiliza para preparar 1,3-epoxialcoholes valiéndose de alcoholes alílicos primarios y secundarios.

Si uno busca en la vida cotidiana ejemplos de reacciones químicas que sean más sencillas de apreciar y entender, entonces deberá hacer foco en las características del fuego, un producto que surge de un proceso exotérmico en el cual se oxida de manera violenta una materia combustible y, a raíz de ello, brotan llamas, calor, vapor de agua y dióxido de carbono.