Ejemplos de rocas sedimentarias

25 abril, 2012



Como muchos fueron los lectores que manifestaron interés por los datos que publicamos tiempo atrás sobre las rocas, hoy en Ejemplosde.com.mx profundizaremos en esta temática y describiremos una clase particular de piedra: la de tipo sedimentario.

Según cuentan los expertos, las rocas sedimentarias son consecuencia de la diagénesis, un proceso que supone la compactación y cementación de sólidos que se han acumulado en determinadas áreas de la superficie terrestre por acción del viento y el agua.

A diferencia de otras, las rocas sedimentarias son fáciles de reconocer a simple vista porque en su interior se pueden apreciar fósiles o presentar en su composición restos pertenecientes a algún ser vivo.

Resulta interesante mencionar además que, cuando las rocas sedimentarias se forman, su estructura de base recibe el nombre de estrato y, si los sedimentos son abundantes, con el correr del tiempo éste puede expandirse hasta alcanzar un espesor considerable. De este grupo forman parte las rocas detríticas, las rocas organógenas y las rocas de precipitación química. Por cómo estén compuestas, además, estas rocas pueden clasificarse como fosfatadas, orgánicas, carbonatadas, terrígenas, ferro-aluminosas y silíceas.

Cabe resaltar por último que las rocas sedimentarias son abundantes en este planeta (prueba de ello es que, de acuerdo a estadísticas, ocupan cerca del 75 por ciento de la superficie de la Tierra) y se desarrollan, por lo general, a orillas de un río o en alguna desembocadura y en el fondo de valles, mares y barrancos. Suelen ser permeables (en especial, las de carácter detrítico), una característica que contribuye a la circulación o almacenamiento de fluidos subterráneos.