Ejemplos de biografías

19 octubre, 2011



Si se tiene en cuenta que la Real Academia Española (RAE) define biografía como la historia o narración escrita basada en la vida de un individuo, es fácil advertir qué clase de contenidos componen al género literario homónimo.

Una biografía empieza a elaborarse desde el nacimiento del ser cuya existencia se desea repasar y concluye con la información sobre su muerte. En el medio, es común citar los acontecimientos más sobresalientes que protagonizó.

Cabe resaltar que, según el origen y las particularidades que posea el material, se puede hablar de biografía autorizada, no autorizada y autobiografía.

“Así es Justin Bieber”, por ejemplo, es una biografía no autorizada porque se ha creado sin el consentimiento del artista que inspiró la obra. Lo mismo ocurre con “El doctor” (biografía no autorizada de Mariano Grondona) y “El bueno de Manolo” (biografía no autorizada del español Manuel Chaves, el último superviviente del denominado “Clan de la Tortilla”), por citar otras.

En cambio, títulos como “Me llaman el solitario: Autobiografía de un expropiador de bancos” (narrado por Jaime Giménez Arbe), “Autobiografía de un místico espiritualmente incorrecto” (de Osho) y “Autobiografía de un hombre feliz” (de Benjamín Franklin) se distinguen por ser propuestas elaboradas por los propios protagonistas o bien con datos aportados por ellos mismos para dar a conocer sus secretos.

Asimismo, cuando uno da su aprobación a un proyecto editorial de tintes biográficos, permite la aparición de biografías autorizadas como lo son, entre muchas otras, la que elaboró Walter Isaacson sobre el recientemente fallecido Steve Jobs y la que armó la periodista Sandra Russo sobre la presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner.